3 de septiembre de 2019

REUNIÓN ANUAL 2019 - SOCIEDAD DE ARQUEOLOGÍA DE LA PAZ


Temáticas de la VII Reunión de la Sociedad de Arqueología de La Paz
Temática 1: Avances de investigación arqueológica en Bolivia
Mesa de discusión 1: 
“La investigación arqueológica en Bolivia: Marcos técnicos y éticos”
Se discutirá sobre las limitaciones y alcances de las investigaciones de los últimos tres años según su aporte al conocimiento y a la dinámica política y social de las poblaciones actuales.
Temática 2: Avances de investigación en la arqueología de La Paz
Se presentarán los resultados de la investigación arqueológica desarrollada en el municipio de La Paz y las cuencas vecinas.  
Mesa de discusión 2: 
“Buenas prácticas, metodología y ética en la arqueología de evaluación de impacto”
Se tratará sobre los resultados de las investigaciones desarrolladas en el valle paceño; las metodologías empleadas; la importancia y valoración de la arqueología histórica en la construcción de la historia local; la gestión de los materiales arqueológicos y la institucionalidad en torno a la arqueología urbana (las políticas públicas y los trabajos de responsabilidad compartida).
Temática 3: Aplicación de nuevas tecnologías en la investigación Arqueológica
Se presentarán las nuevas contribuciones y experiencias en el empleo de nuevas tecnologías  en la arqueología local (percepción remota, análisis especiales de laboratorio,  dispositivos electrónicos de campo, desarrollo de software, manejo de imágenes, etc.)
Mesa de discusión 3: 
“¿Es la especialización una necesidad en la arqueología boliviana?”
Esta mesa será abordada desde dos enfoques; el primero dicutirá y evaluará la necesidad  de especialización en la investigación arqueológica del país; las sentidas falencias (tanto en formación como en recursos humanos y financieros) en áreas de especialidad tales como conservación de bienes arqueológicos; gestión del patrimonio; museografía y museología; entre otros.
Paralelamente se considerará el papel de la Universidad en el desarrollo de especialistas; la asertividad (o no) en el reconocimiento del área de investigación y las necesidades del campo laboral de la profesión. Desde esta perspectiva se cuestionarán los aportes y limitaciones de la especialización del arqueólogo profesional y sus investigaciones.
Temática 4: Normativa existente y en elaboración en materia Arqueológica
En esta mesa se difundirán y discutirán aspectos relacionados a la gestión pública y protección del patrimonio, abordando los actuales alcances, limitaciones, aciertos y falencias  de la normativa vigente, además de difundir los nuevos proyectos y propuestas para la misma.
Mesa de discusión 4: 
“Impacto de la normativa existente en la protección del patrimonio arqueológico y su práctica responsable
Destinada a discutir  sobre la normativa actual (o la ausencia de esta) en torno al patrimonio arqueológico,  y la manera en que estas falencias y/o incongruencias han estado impactando directamente en la protección del patrimonio arqueológico y cultural.
Paralelamente, se analizará la influencia de estas normativas en el adecuado desarrollo profesional, técnico y ético del arqueólogo.

30 de agosto de 2019

GOBIERNO BUSCA ELIMINAR DE LA LEY DE CULTURAS LA CATEGORÍA DE PATRIMONIO GENÉTICO (CULTURAL), QUE PROTEGE AL MAÍZ Y OTRAS ESPECIES QUE SON PATRIMONIO DE LOS PUEBLOS ANDINOS Y AMAZÓNICOS DE BOLIVIA


El pasado 26 de julio del 2019, representantes de la Sociedad de Arqueología de La Paz se reunieron con el Viceministro de Interculturalidad Juan Carlos Ballivian para informarse acerca de las reiteradas solicitudes efectuadas por la SALP para abrogar o ajustar el Reglamento de Autorizaciones para trabajos arqueológicos en Obras Públicas y Privadas (RM 020/2018). Su respuesta no contradijo la necesidad de hacer los cambios solicitados, pero observó que tales cambios se efectuarían posteriormente a la aprobación de los ajustes propuestos por el MDCyT a la Ley 530 de Patrimonio Cultural Boliviano, estas modificaciones se hallaban en trámite en la Comisión de Naciones y Pueblos Indígena Originario Campesinos, Culturas e Interculturalidad de la Cámara de Diputados, la cual estaba a punto de remitir sus recomendaciones antes de ser tratado en el plenario y pasar a la Cámara de Senadores. 
Ballivián indicó que entre las modificaciones propuestas figuran el recorte o acotamiento de las categorías que podrían ser objeto de ser consideradas patrimonio, así como la incorporación de una serie de sanciones en torno a la afectación del patrimonio y el incumplimiento de las normas vigentes. 
Sin embargo, lo que mas preocupó a los miembros de la SALP fue la declaración que hizo Ballivian en el sentido de que desde la cámara de diputados (Comisión de Naciones y Pueblos Indígena Originario Campesinos, Culturas e Interculturalidad) se pretendía eliminar de la Ley 530 la categoría de "Patrimonio Genético", en el que estarían comprendidos todas las especies que son centro de origen, diversidad, domesticación o uso cultural prehispánico. Si bien el Viceministro quiso mostrarse en desacuerdo con esta decisión, e indicó que este solo fue un intento al que el MDCyT, particularmente él, se opusieron y que tales cambios no serian considerados en el documento final; lo cierto es que recientemente (23 de agosto del 2019) ante una consulta efectuada por miembros de la Plataforma Bolivia Libre de Transgénicos, como seguimiento al tramite de declaratoria de Patrimonio Genético Cultural para el Maíz nativo, se informó que la Comisión de Naciones y Pueblos Indígena Originario Campesinos, Culturas e Interculturalidad había emitido un informe, sobre el Proyecto de modificaciones a la Ley 530, el 18 de marzo del 2019 (060/2019-2020) (https://drive.google.com/file/d/13WWf3WdxxS6btq9VjyML9770uJArf2A9/view?usp=sharing), que elimina varios elementos pertinentes a la categoría de Patrimonio Genético Cultural como patrimonio inmaterial, lo cual obstaculiza o enturbia la vía para el tratamiento de solicitudes que contemplen este tipo de patrimonio cultural. 
Este hecho se suma a la recomendación efectuada por el Lic. Wilber Maygu, que solicita quitar la palabra genético de la solicitud, debido a que "en la nueva Ley ya no sería procedente".
Todo lo anteriormente indicado nos lleva a concluir que el MDCyT en concordancia con las políticas pro transgénicos de Gobierno Nacional, en acuerdo con los terratenientes y empresarios del agronegocio, han decidido quitar tal categoría para posibilitar el ingreso del maíz transgénico y otros paquetes transgénicos al país en detrimento de nuestras especies nativas y de agrobiodiversidad, que son patrimonio genético cultural del pueblo boliviano, y que ahora se encuentran en un mayor riesgo debido al flagrante inclumplimiento de deberes de parte de los las autoridades del Ministerio de Culturas y Turismo y los asambleistas nacionales, que tienen la obligación de protegerlos, tal como lo establece la Constitución Política del Estado. 
En consecuencia, la Sociedad de Arqueología de La Paz y todas las organizaciones impulsoras de la Declaración de Patrimonio Cultural para el Maíz Nativo, se encuentran en ESTADO DE EMERGENCIA Y ALERTA MÁXIMA, respecto a este nuevo atropello al pueblo boliviano, para favorecer a los empresarios del agronegocio cruceño, y por su intermedio a las transnacionales de la muerte  MONSANTO, SYNGENTA Y BAYER, enemigos de la salud pública mundial.  

29 de agosto de 2019

PRONUNCIAMIENTO DE LA SALP FRENTE AL ECOCIDIO PERPETRADO CON PREMEDITACIÓN Y ALEVOSÍA EN LA CHIQUITANÍA BOLIVIANA

La Sociedad de Arqueología de La Paz, en su calidad de protectora del patrimonio natural y cultural de nuestro país, hace público el presente pronunciamiento.
Al igual que otras organizaciones aliadas dedicadas a la defensa del patrimonio, hemos seguido con preocupación el accionar del gobierno, tendiente a favorecer proyectos lesivos a la Madre tierra, las poblaciones indígenas y el patrimonio cultural de los territorios amazónicos y chaqueños. Accionar que se ha visto legalizado a través de una serie de leyes, decretos y resoluciones que violan la esencia de los preceptos constitucionales, como las Ley Nº 337  que perdona los desmontes ilegales perpetrados por grandes y pequeños terratenientes, la Ley Nº 741 que autoriza y amplia el tamaño de los desmontes; la Ley 1098 que promueve la producción de etanol como aditivo combustible; la Ley 1171 que autoriza el "uso y manejo racional de quemas" y finalmente el DS 3973, que autoriza los desmontes para incrementar la frontera agrícola y ganadera de los departamentos de Beni y Santa Cruz a fin de cumplir con metas irracionales de exportación de carne a China y la producción de etanol como combustible vehicular. Medidas que han desembocado en una catástrofe ambiental con la destrucción de más de un millón de hectáreas de bosque, la muerte de innumerables animales y flora nativa.
Indignados por los resultados criminales de esta quema anunciada del bosque chiquitano, planificada y ejecutada por el actual gobierno, en asociación con el agronegocio depredador, los empresarios ganaderos y exportadores de carne vacuna, demandamos:
  1. La declaratoria inmediata de Desastre Nacional por el ecocidio  del bosque chiquitano y otras áreas protegidas de la Amazonía y el Chaco bolivianos.
  2. La promulgación de una Ley que establezca una pausa ecológica indefinida hasta la recuperación del bosque afectado, congelando toda actividad extractiva y productiva sobre estos espacios. 
  3. La anulación del DS 3973 y derogación de las Leyes 1171, 1098 y 337 y 741 a fin de evitar mayores daños contra el patrimonio natural y la madre tierra; y la creación de un fondo financiero nacional e internacional para atender al programa de recuperación de la selva y bosque, con un marco institucional independiente y autónomo, necesario para asegurar la recuperación del territorio y los bosques consumidos por los incendios.
  4. El inicio de un juicio de responsabilidades a los promotores del terrible atentado sufrido por  nuestros bosques y áreas protegidas.
Mientras estas demandas no se atiendan, la Sociedad de Arqueología de La Paz se encuentra en Estado de Emergencia y trabajará con todas las instituciones y movimientos ecologistas y ambientalistas que luchan por la protección y conservación del bosque chiquitano y las áreas protegidas, amenazadas por el fuego y los oscuros intereses de empresarios y funcionarios gubernamentales. 

La Paz, 28 de agosto del 2019

16 de agosto de 2019

PREOCUPACIÓN POR LA SITUACIÓN DE CONSERVACIÓN DEL TEMPLO IÑAK UYU DE LA ISLA DE LA LUNA

Vista de la parte posterior de la pared afectada

Vista de frente de la pared afectada con un sector inestable apuntalado empleando un tronco

Área donde se produjo el desplome, donde parece prepararse un trabajo de restauración a manos de los propios comunarios

El Iñak Uyu es el monumento más importante de la Isla de la Luna perteneciente al Lago Titicaca, su construcción data de la fase Inkaica (Aproximadamente 1400 d.C.), aunque el lugar estuvo ocupado desde tan temprano como el Formativo Medio (1000 a 100 a.C.). Numerosos estudios han focalizado su interés en éste monumento (Bandelier 1910; Bauer y asociados 2004; Fernandez  2013) y estudios serios de conservación han sido elaborados en torno a él (Xperta 2010), sin que las autoridades a cargo llegasen a ejecutarlos. En una parte del estudio de Xperta se indicaba "El deterioro y desestabilización en la actualidad de las estructuras del sitio arqueológico, principalmente se debe a la presencia de agentes naturales, que están relacionados con el factor climático, temporadas de lluvias, granizo, nieve, vientos, diferencia de temperaturas entre la noche y el día, asoleamiento y otros. La humedad capilar de lluvia, y concentración de granizo y nieve, provoca daños graves en la estructura interna de la mampostería de piedra, ocasionando disgregación del mortero de barro de las juntas de la mampostería con lesiones físicas importantes como las fisuras y grietas, llegando al colapso gradual por sectores de los muros.  Finalmente, se puede mencionar que también gran parte del degrado del monumento en su conjunto se debe a la falta de mantenimiento de las andenerías
que lo circundan, especialmente de la ladera sudoeste. Esta falta de mantenimiento de las andenerías comprende los sistemas de drenaje del agua de lluvias, que permite controlar el efecto del agua como causa de degrado."
A 9 años de haberse efectuado este importante estudio, poco o nada se ha trabajado para conservar este monumento. Recientemente la Sociedad de Arqueología de La Paz ha recibido la denuncia de que la estructura habría sufrido nuevos y mayores daños, lo cual se tradujo en el desplome de una parte del monumento, situación que ha causado honda preocupación en la comunidad arqueológica. 
En tal sentido la SALP demanda a las autoridades nacionales efectuar una evaluación y diagnóstico de la situación actual del monumento para tomar medidas inmediatas destinadas a asegurar su conservación. Conocemos de la capacidad de los conservadores nacionales, incluyendo el propio personal del Ministerio de Culturas, por lo cual no creemos que exista atenuante para que se emprenda un trabajo serio y estructural para conservar y preservar este importante monumento. 
Confiamos que tanto la actual Jefa de la Unidad de Arqueología y Museos, como la nueva Directora Nacional de Patrimonio junto a la Ministra Alanoca den una solución inmediata a esta situación. 

RECONOCIMIENTO A LA CONTRIBUCIÓN CULTURAL DEL CONSERVADOR BOLIVIANO EDUARDO PAREJA SIÑANIS




Como casi nunca sucede, este 8 de agosto pasado, el Estado Boliviano a través del Ministerio de Culturas y Turismo y el Concejo Departamental de Cultura de La Paz, decidieron reconocer la infatigable e invisibilizada labor de muchos hombres y mujeres que dedicaron buena parte de sus vidas a rescatar, difundir, conservar y proteger la cultura y el patrimonio bolivianos.
Entre los destacados se encontraba el conocido Conservador boliviano Eduardo Pareja Siñanis; quien recibió un Reconocimiento a la contribución cultural por su labor en la investigación del Patrimonio Cultural material durante 37 años a favor de la Arqueología en el estado Plurinacional de Bolivia.
Desde la Sociedad de Arqueología de La Paz, celebramos este justo reconocimiento a quien, junto a un importante grupo de investigadores bolivianos, sentó los cimientos de la arqueología en nuestro país.




19 de junio de 2019

CONVOCATORIA A LA VII REUNIÓN ANUAL DE LA SOCIEDAD DE ARQUEOLOGÍA DE LA PAZ 2019

CONVOCATORIA

VII REUNIÓN ANUAL DE LA
SOCIEDAD DE ARQUEOLOGÍA DE LA PAZ
SALP-2019
Primera circular
La Paz-Bolivia,  8 al 11 de octubre del 2019

Antecedentes
La Sociedad de Arqueología de La Paz, tiene entre sus objetivos específicos la promoción del conocimiento sobre la práctica arqueológica, la búsqueda de mayor apertura para la práctica arqueológica profesional, la reflexión sobre el rol social de la disciplina arqueológica y la promoción de mejores condiciones académicas, metodológicas y económicas para el fomento y desarrollo de la investigación científica; siempre desde una perspectiva democrática y participativa. En tal sentido, viene generando a lo largo de sus 13 años de vida institucional, eventos de intercambio y difusión de los resultados de investigaciones desarrolladas en Bolivia, particularmente en el departamento de La Paz, efectuados tanto por investigadores nacionales como extranjeros. Junto con esta actualización del conocimiento se ha promovido  la reflexión en torno a la práctica arqueológica, la protección del patrimonio y el desarrollo de políticas públicas y normativa.
No son, ni fueron ajenos a la práctica arqueológica, el análisis del contexto y las maneras con que arqueólogos y profesionales de otras disciplinas sociales se involucran con la defensa del medio ambiente, los pueblos indígenas, el patrimonio genético cultural, el patrimonio vivo o la lucha por conservar las tradicionales instituciones que hacen posible la reproducción cultural.  En este marco, la Sociedad de Arqueología de La Paz, alienta la difusión de discusiones y contribuciones para profundizar en una práctica arqueológica comprometida con un contenido  social, abierto a aspectos que sobrepasan los límites aparentes de la cultura material que constituye su objeto de estudio.
Bajo estas premisas, la VII versión de la Reunión Anual de la Sociedad de Arqueología de La Paz -SALP- busca contar con mayor participación de la comunidad de investigadores en arqueología y disciplinas afines, tanto nacionales como extranjeros, estudiantes y profesionales.
 Y es que, conocedora de los fenómenos tecnológicos, sociales y políticos que influyen actualmente en la percepción del patrimonio arqueológico, la SALP considera de vital importancia la implementación de espacios de difusión que sean apoyados con mesas de discusión, a partir de las cuales se postule un análisis crítico de la práctica arqueológica y su compromiso con la realidad social actual. Paralelamente se busca impulsar un intercambio de ideas y experiencias, con el objetivo de confluir en la creación de redes de arqueólogos comprometidos, que   retroalimenten conocimientos,  enriquezcan resultados; promuevan y generen participaciones activas y efectivas en torno a la protección del patrimonio,  la incidencia en políticas públicas y la gestación de espacios de realimentación y monitoreo de la gestión de la arqueología pública.
Temáticas de la VII Reunión de la Sociedad de Arqueología de La Paz
Con este fin, se propone 4 temáticas (1 por día) con una mesa de discusión final, como se presenta a continuación:

Temática 1: Avances de investigación arqueológica en Bolivia
Considera  la presentación de resultados de aquellos  proyectos de investigación desarrollados en los últimos 3 años en Bolivia.

Mesa de discusión 1: 
“La investigación arqueológica en Bolivia: Marcos técnicos y éticos”
Se discutirá sobre las limitaciones y alcances de las investigaciones de los últimos tres años según su aporte al conocimiento y a la dinámica política y social de las poblaciones actuales.

Temática 2: Avances de investigación en la arqueología de La Paz
La temática se presenta como parte de las estrategias de difusión de la investigación arqueológica desarrollada en el municipio de La Paz y las cuencas vecinas.  

Mesa de discusión 2: 
“Buenas prácticas, metodología y ética en la arqueología de evaluación de impacto”
Se tratará sobre los resultados de las investigaciones desarrolladas en el valle paceño; las metodologías empleadas; la importancia y valoración de la arqueología histórica en la construcción de la historia local; la gestión de los materiales arqueológicos y la institucionalidad en torno a la arqueología urbana (las políticas públicas y los trabajos de responsabilidad compartida).

Temática 3: Aplicación de nuevas tecnologías en la investigación Arqueológica
Abierta a todos los arqueólogos que actualmente desarrollan trabajos con el apoyo de nuevas tecnologías (percepción remota, análisis especiales de laboratorio,  dispositivos electrónicos de campo, desarrollo de software, manejo de imágenes, etc.)

Mesa de discusión 3: 
“¿Es la especialización una necesidad en la arqueología boliviana?”
Esta mesa será abordada desde dos enfoques; el primero considerará la necesidad de especialización en la investigación arqueológica del país; las sentidas falencias (tanto en formación como en recursos humanos y financieros) en áreas de especialidad tales como conservación de bienes arqueológicos; gestión del patrimonio; museografía y museología; entre otros.
Paralelamente se considerará el papel de la Universidad en el desarrollo de especialistas; la asertividad (o no) en el reconocimiento del área de investigación y las necesidades del campo laboral de la profesión. Desde esta perspectiva se cuestionarán los aportes y limitaciones de la especialización del arqueólogo profesional y sus investigaciones.

Temática 4: Normativa existente y en elaboración en materia Arqueológica
Pretende brindar un espacio de difusión y discusión sobre  la gestión pública y protección del patrimonio, abordando los actuales alcances, limitaciones, aciertos y falencias  de la normativa vigente, además de difundir los nuevos proyectos y propuestas para la misma.

Mesa de discusión 4: 
“Impacto de la normativa existente en la protección del patrimonio arqueológico y su práctica responsable
Comprende un análisis crítico sobre la normativa actual (o la ausencia de esta) en torno al patrimonio arqueológico,  y la manera en que estas falencias y/o incongruencias han estado impactando directamente en la protección del patrimonio arqueológico y cultural.
Paralelamente, se analizará la influencia de estas normativas en el adecuado desarrollo profesional, técnico y ético del arqueólogo (casos tipo).
  
De los participantes
La convocatoria está abierta a todos los investigadores arqueólogos y de ramas afines, profesionales o estudiantes, nacionales y extranjeros, que hayan desarrollado trabajos de investigación arqueológica en territorio boliviano, en particular en el departamento de La Paz, o en los países que circundan al mismo.
Requisitos
Los expositores deberán enviar, mediante correo electrónico (consignando la temática a la que desean inscribirse):
·         Título de la ponencia
·         Un resumen de la ponencia, el cual no deberá exceder las 200 palabras.
·         Cinco palabras clave que representen el contenido del texto.
·         Soporte tecnológico requerido para la presentación.
·         Un breve currículum vitae del o los investigadores.

Fechas clave
- 31 de  agosto: Fecha límite de envío de resúmenes
-  8 a 11 de octubre: Desarrollo del evento

Modalidad de Exposición
Cada expositor contará con 20 minutos de exposición y 5 minutos de discusión.

Modalidad de las Mesas de discusión
Las mesas contarán con la participación de los expositores del día, oradores invitados y público asistente. Se trabajará bajo la guía de un moderador.

Inscripciones y Contactos
Los resúmenes y datos de contacto deberán dirigirse a los correos electrónicos:
comisiónpatrimonio@gmail.com, sociedadarqueologialp@gmail.com  (Correo de la Comisión Científica y de Patrimonio Arqueológico de la Sociedad de Arqueología de La Paz y/o correo de la Sociedad de Arqueología de La Paz).
Información adicional y actualizada del evento podrá ser consultada en:

notisalp.blogspot.com o absolver dudas al teléfono 2731922, en horarios de oficina. 




3 de junio de 2019

¿QUIEN SE RESPONSABILIZA CON LA PERDIDA DEL PATRIMONIO ARQUEOLÓGICO?. EL HALLAZGO DE VIACHA DESNUDA GRAVES FALENCIAS

Foto tomada de la publicación de La Razón (2-6-2019)
Lo que nos dice la normativa vigente
La ley del Patrimonio Cultural Boliviano (Nº 530) establece como parte medular y estructural de su contenido y aplicación a la gestión descentralizada en todos sus niveles territoriales, conforme lo establece la Ley Marco de Autonomías, definiendo claramente que el Ministerio de Culturas y Turismo es el órgano rector del Patrimonio Cultural Boliviano. En tal sentido, el gobierno central, como los diferentes gobiernos subnacionales tienen sus respectivas cuotas de atribuciones y responsabilidades para con el patrimonio arqueológico y cultural. 
La ley 530 define una serie de medidas de prevención y salvaguarda frente a cualquier actividad que pueda afectar la integridad del patrimonio cultural (Cap IV Artículos 47 y 48), definiendo claramente que en caso de peligro inminente de deterioro, daño o pérdida de los bienes culturales o materiales, el Ministerio de Culturas y Turismo (MDCyT) o las entidades autónomas, dispondrán la adopción inmediata de medidas de protección y salvaguardia de dichos bienes culturales.
Dentro del régimen de autorizaciones el Capítulo V de la Ley 530 establece que la intervención en bienes culturales materiales deberá ser autorizada por las autoridades competentes de los diferentes niveles del Estado: Nacional, departamental, municipal e indígena originario campesinos. 
Actualmente, el estado central se abroga para sí, como si fuese una atribución privativa, el otorgar autorizaciones para el desarrollo de intervenciones sobre bienes culturales, en contraposición al espíritu de su propia ley.
Se establece que todas las obras privadas que se pretendan ejecutar o se encuentren en áreas de influencia directa con el patrimonio cultural boliviano, deben contar con estudios necesarios e informes técnicos que permitan al órgano competente tomar una decisión sobre su viabilidad. 
El en artículo 14 de la ley 530 se indica también que el caso de peligro inminente de deterioro, daño o pérdida de bienes culturales patrimoniales el MDCyT, en coordinación con la entidades territoriales autónomas y demás autoridades competentes tiene la obligación de disponer que se adopten medidas inmediatas de protección y salvaguarda de dichos bienes culturales, y su decomiso, cuando corresponda. Se indica que es facultad de MDCyT declarar "De emergencia" al patrimonio cultural material que se encuentre en peligro de extinción, desaparición o deterioro.
El MDCyT y las entidades competentes subnacionales están facultadas para suspender las actividades de construcción, excavación o investigación , que como resultado de las mismas se establezca que afectaron al Patrimonio Cultural Boliviano. Así mismo, estas entidades tienen la facultad de imponer faltas, multas y sanciones, en concordancia con la norma vigente. 
El Reglamento de Autorizaciones para Trabajos Arqueológicos en Obras Públicas y Privadas del Estado Plurinacional de Bolivia (RM 020/2018) establece en su artículo 5 que el Diagnóstico arqueológico deberá pronunciarse explícitamente sobre la viabilidad o no de la obra pública o privada a ser ejecutada y remarca que, en el caso que el proyecto constructivo contemple la destrucción total de un sitio arqueológico, el consultor a cargo deberá pronunciarse sobre la viabilidad o no del proyecto. La UDAM esta obligada a valorar el informe y emitir criterio técnico sobre la inviabilidad del proyecto o la necesidad de implementar medidas de mitigación. 
La intervención arqueológica sólo puede realizarse después de que la UDAM hubiere emitido las respectivas notas de conformidad sobre el Diagnóstico Arqueológico.
La UDAM debe ser informada sobre la conclusión de las intervenciones para que se proceda a una inspección y si correspondiera la remisión de una nota de conformidad sobre ésta.
El reglamento establece como medidas de mitigación: La construcción de museos, centros de interpretación o infraestructura turística (medidas que no corresponden cabalmente con lo que se entiende como mitigación de impacto arqueológico).
En el penúltimo parrafo del Artículo 5, se expresa sobre el Monitoreo Arqueológico, indicando que se realizara durante la fase de construcción de la obra, que debe estar bajo la conducción de un profesional en arqueología y que en caso de encontrarse sitios arqueológicos " no identificados en el Diagnóstico Arqueológico" , este hallazgo deberá comunicarse a la UDAM en el plazo no mayor de 72 horas. La UDAM  contrastará el diagnóstico arqueológico con el nuevo hallazgo y emitirá un criterio técnico.
Restos óseos humanos que forman parte de las 42 cajas entregadas al municipio de Viacha
Lo que indica el artículo de La Razón de fecha 2 de junio del 2018 y lo que parece haberse hecho, dentro y fuera del marco de la normativa vigente
El hallazgo de Viacha, sin duda es único y no tiene precedentes en la arqueología boliviana, tal como lo describió la Ministra de Cultura y Turismo, hallazgo que no fue fruto de un accidente, sino de un proceso de exploración sistemáticamente ejecutado. Sin embargo, ni los arqueólogos que hicieron la exploración, ni las autoridades competentes del MDCyT  o el GAMV se imaginaron la complejidad y magnitud de las estructuras halladas y menos de su frágil y extraordinario contenido. 
Ciertamente, muy poco se sabe hasta hoy sobre todo el proceso de investigación , supervisión, fiscalización y gestión de este trabajo arqueológico, existiendo diferentes, confusas y contradictorias  versiones sobre lo que sucedió en los hechos. Aquí un breve resumen de lo que consideramos lo más sobresaliente en cuanto a dudas y certezas respecto al caso:

1. La muestra museográfica 
Hasta el 12 de octubre del 2018, pocos conocían sobre las características del sitio de Chacoma y menos sobre los restos y el material que albergaba. No sabemos que fue lo que impulsó a los arqueólogos Sagárnaga y Esquerdo a presentar de manera intempestiva una muestra museográfica en el Museo Nacional de Arte, y a difundir a los medios masivos el hallazgo; cuando lo lógico era mantener un bajo perfil sobre el suceso en razón a la condición vulnerable del sitio arqueológico, el estado frágil y carente de conservación  de las piezas rescatadas y el estado de indeterminación sobre la custodia permanente de la colección. No sabemos si para realizar esta muestra el arqueólogo o la empresa consultora tendrían el permiso correspondiente del MDCyT, como manda la norma. No conocemos cómo el Museo Nacional de Arte accedió a efectuar la presentación sin coordinar con el MDCyT. Eso es algo que deben conocer las autoridades y los investigadores, siendo ambos responsables por el potencial deterioro o riesgo al que expusieron, tanto al sitio como a las piezas encontradas. 
Tampoco sabemos que motivó a las autoridades de la UDAM, el MDCyT y los arqueólogos a peregrinar por los medios, compitiendo por las cámaras y dar la primicia del descubrimiento, poniendo en mayor riesgo la integridad y conservación del importante sitio arqueológico. Cuando lo que manda la Ley era inicialmente coordinar la emisión de medidas de protección y salvaguarda, legal y física sobre el yacimiento, además de evaluar retrospectivamente las acciones y los daños sufridos por el patrimonio a efecto de la intervención efectuada. 

2. El Diagnóstico Arqueológico, la intervención sobre el área funeraria y sus resultados
El Diagnóstico arqueológico debía evaluar el área de concesión para explotación minera cedido a la empresa ESMICAL S.A. a objeto de verificar su viabilidad extractiva en rigor a lo expuesto en la Ley 530 y sus reglamentos. El arqueólogo podría recomendar dos cosas: a) Declarar inviable el proyecto constructivo en el sitio considerado de alta sensibilidad al patrimonio arqueológico y recomendar  que en el sitio no se efectúe ninguna acción extractiva, o  b) Dar vía libre a la empresa para desarrollar la extracción del mineral, recomendando tan sólo la implementación de una intervención previa de rescate arqueológico. 
Siendo el sitio único y sin precedentes en la arqueología nacional, hubiera sido lógico recomendar la primera opción (inciso a), es decir: inmovilizar cualquier acción sobre el terreno y declararlo Patrimonio Municipal y Nacional, verificando previamente la complejidad y el valor de los rasgos arqueológicos encontrados. 
Lo cierto es que la exploración obtuvo su permiso en noviembre del 2017, estando vigente el antiguo reglamento de autorizaciones, cuyas indicaciones sobre este tipo de hallazgos no era substancialmente diferente.
Aunque no se conoce con claridad que conclusiones tuvo el Diagnóstico, sus recomendaciones solicitaban ampliar las investigaciones estratigráficas en varios sectores del área estudiada y el registro de las numerosas tumbas y socavones detectados. Además se recomendó que todos los contextos funerarios - intactos o no - sean "rescatados", priorizando los intereses de la extracción minera antes que la preservación de los contextos funerarios.
En resumen, el Diagnóstico elaborado por Esquerdo daba vía libre al proyecto extractivo, sugiriendo que se implemente una fase de rescate arqueológico en el área funeraria. 
Este Diagnóstico Arqueológico no hizo referencia mayor ni valoración suficiente acerca del complejo funerario y los potenciales entierros colectivos. Es decir no hubo un verdadero proceso de Evaluación de Impacto Arqueológico, ni recomendaciones explícitas acerca de la inviabilidad del proyecto extractivo en el lugar.
No sabemos cual fue la recomendación de la evaluación que hizo la UDAM sobre el informe Diagnóstico de Esquerdo (presentado en fecha 11 de diciembre del 2017) y si se realizó una inspección física por parte de esta entidad, tal como manda el Artículo 5 del Reglamento 020/2018. No se entiende porque la autoridad competente no evitó el levantamiento del complejo funerario, o solicitó una investigación mayor con supervisión de los técnicos especialistas de la UDAM, antes de dar vía libre al levantamiento de todos los rasgos funerarios. No se entiende cual es el esquema de prioridades de la UDAM o del grupo de arqueólogos que intervinieron en el análisis del informe final del Diagnóstico, la conformidad y la consecuente aprobación del Proyecto de Rescate Arqueológico del sitio, pudiendo esperar a contar con los estudios geofísicos necesarios (propuesto por el arqueólogo a cargo), antes de aprobar un levantamiento de una zona de entierros tan compleja y optar por una decisión más favorable al patrimonio arqueológico. 
No sabemos la razón  que llevó a las autoridades del MDCyT a prescindir de la aplicación de los artículos 48 y 55 de la Ley de Patrimonio para salvaguardar el patrimonio en riesgo, sabiendo que éste era un sitio de enorme importancia arqueológica. 

3. Lo que indica el artículo de La Razón
El informe final de los trabajos de "Rescate" de los rasgos funerarios individuales y colectivos fue culminado en julio del 2018 y entregado con ajustes en septiembre del mismo año, sin que haya mediado supervisión alguna al momento de haberse intervenido las cámaras funerarias ni los entierros individuales. 
Cuatro meses después se anunciaba la noticia de tan extraordinario hallazgo, especificando que en las cámaras se habían encontrado 108 fardos funerarios, dando la apariencia de haberse enterado recién de tan importante suceso arqueológico, cuando en los hechos los funcionarios de la UDAM tenían un completo conocimiento de lo que había pasado en Chacoma desde principios de septiembre, sin que ninguna medida de protección hubiera sido tomada por esta instancia en el sitio, y sin investigar lo sucedido o evaluar las responsabilidades comprometidas en el hecho que habría derivado en la afectación crítica de patrimonio arqueológico invaluable. 
La declaración que habría dado el Director de la UDAM en noviembre del 2018 sobre cerciorarse de que todo este completo, que este en su lugar y de ahí elaborar planes de mitigación en sentido de conservación, resulta poco más que insólito, cuando el informe final de la intervención habría llegado a su despacho en septiembre pasado (tal como lo han referido los arqueólogos Esquerdo y Sagárnaga).
La nota periodística indica que Paz habría renunciado a efecto de ser separado de la comisión de revisión del material arqueológico de Chacoma, realizado en el domicilio del arqueólogo Jedú Sagárnaga; cuando el funcionario buscaba intransigentemente que se responda a la pregunta de "porque se incumplió el capitulo 5 del Reglamento de Autorizaciones". Lo cierto es que el artículo 5 del Reglamento fue incumplido por la UDAM, tanto al revisar el Diagnóstico de Esquerdo, como al no fiscalizar los trabajos en Chacoma, especialmente si se considera que los trabajos para los que obtuvo el permiso no eran de monitoreo, sino de rescate.
El párrafo del artículo 5 que se atribuye a la preocupación de Paz sólo es aplicable a hallazgos fortuitos en pleno trabajo de explotación o remoción de suelo por parte del proyecto constructivo (ver  el último párrafo del primer acápite). 
Ciertamente, el daño pudo haberse evitado si los funcionarios de la UDAM cumplían sus deberes y si los investigadores no apuraban sus acciones para complacer a la empresa que los contrató, intentando "liberar" un sitio de tan extraordinarias características.

Para identificar, prevenir y sancionar errores y delitos en contra de un patrimonio arqueológico extraordinario  
Pensar que todo el problema suscitado se acaba con la entrega del material arqueológico al municipio de Viacha es incorrecto e ingénuo. Hay demasiadas dudas sobre el proceso, demasiadas responsabilidades no clarificadas, demasiados errores cometidos, demasiadas regulaciones pasadas por alto. Tal como lo sugiere la nota de La Razón, hay deberes que no han sido cumplidos (por las autoridades y funcionarios de turno en el MDCyT) y decisiones que no debieron tomarse sin contar con las condiciones técnicas, humanas y legales mínimas en el caso de Viacha, por parte de los arqueólogos y la empresa a cargo (Scientia SRL). Una investigación a fondo, sin sesgos y con apego estricto a las normas debe emprenderse, no necesariamente para buscar exclusivamente la aplicación de sanciones, sino para sacar lecciones aprendidas y evitar que este tipo de acontecimientos penosos para el patrimonio arqueológico vuelva a repetirse. 
Es también necesario que de una buena vez la Ministra asuma su responsabilidad y mande a quien corresponda iniciar un proceso de ajuste del funesto reglamento de autorizaciones vigente y una profunda reestructuración de la UDAM.
Lamentablemente un municipio tan grande como Viacha, con áreas arqueológicas tan importantes, aun no cuenta con un arqueólogo ni una norma que le ayude a gestionar su patrimonio cultural. Trece municipios en la cuenca del Lago Titicaca ya cuentan con un instrumento legal para su gestión, otros tantos están en proceso, pero lamentablemente Viacha; tras cuatro años de haberse aprobado la Ley 530 y casi un año de haberse emprendido los trabajos de rescate en Chacoma; aun no cuenta con instrumentos legales ni administrativos para la gestión y protección de su patrimonio cultural arqueológico. Esta es otra situación real que ignora el errático reglamento de autorizaciones para trabajos arqueológicos que la UDAM hizo aprobar, cuyas ambigüedades y vacíos han permitido la destrucción o acrecentado la situación de riesgo que recae sobre el patrimonio arqueológico.
La situación actual del sitio arqueológico de Chacoma requiere que se lo proteja con todos los medios al alcance de las entidades competentes (Nacional, departamental y municipal), que se continúe con las investigaciones arqueológicas en el lugar conformando un equipo multidisciplinario completo y con las herramientas técnicas que aseguren o incrementen la probabilidad de salvaguardar el patrimonio que todavía alberga el área arqueológica descubierta.
Finalmente, es necesaria una explicación oficial por parte del responsable de Cultura del municipio de Viacha respecto a las declaraciones que se le atribuye en la nota, en tanto es conveniente aclarar que el trabajo del rescate arqueológico o cualquier investigación de ésta naturaleza, no es impulsado con el objetivo de rescatar bienes para su exhibición en museos, menos si estos son funerarios, su principal objetivo es salvaguardar el patrimonio documental y material del registro arqueológico, que permita entender el pasado y dar sentido a la información que transmiten estos en su forma, posición y contexto. Probablemente 42 cajas no sean nada para el municipio de Viacha, pero son muy importantes para el conocimiento arqueológico de la región y el periodo en el cual se efectuaron estos entierros colectivos. No sabemos, a ciencia cierta si fue más la información que se perdió que la que se pudo obtener a partir de tan lamentable experiencia, siendo ese otro punto que debe aclarase con mayores investigaciones.

Publicación de La Razón citada: http://www.la-razon.com/la_revista/viacha-bolivia-hallazgo-arqueologico-cajas-explicaciones_0_3158684111.html

Publicaciones anteriores de la SALP sobre el tema:
https://notisalp.blogspot.com/2018/11/hallazgo-de-camaras-funerarias-inca.html
https://notisalp.blogspot.com/2019/02/inspeccion-del-mdcyt-al-material.html